MENÚ
Hazte Aliado
TE EXPLICAMOS

No, la criminalidad no ha aumentado en Estados Unidos como argumentan Donald Trump y miembros del Partido Republicano

Publicado
Claves
 Si solo tienes unos minutos, lee estas líneas:
  • Durante el mitin en el que Donald Trump anunció que se postulará a la Presidencia en 2024, argumentó que “a la gente le disparan y la asesinan como nunca antes se ha visto en la historia”.   
  • Las cifras, sin embargo, evidencian  un descenso sostenido de la criminalidad: 2021 registra, de hecho, menos crímenes violentos que 2020, su último año en la Casa Blanca.   
  • Entre los territorios en los que sí ha aumentado la criminalidad, hay tanto estados gobernados por el Partido Republicano como por el Demócrata.   

Por Felipe Garrán Jiménez

 
Comparte

Donald Trump (Partido Republicano) volverá a presentarse como candidato a la Presidencia en 2024. Lo anunció la noche del 15 de noviembre en un discurso de más de una hora en Palm Beach (Florida) en el que dijo que “a la gente le disparan y la asesinan como nunca antes se ha visto en la historia” de los Estados Unidos, un argumento que el Partido Republicano y varios candidatos conservadores repitieron en las midterms (elecciones de medio término) para desacreditar las medidas de la administración de Joe Biden (Partido Demócrata). Ese presunto aumento de la criminalidad es falso, y se evidencia en la serie histórica entre el 2000 y el 2021, período analizado por Factchequeado. Las cifras oficiales compiladas tanto por la Oficina Federal de Investigación (FBI, del inglés Federal Bureau of Investigation) como por los organismos públicos de cada estado del país muestran una baja de los delitos violentos en 2021 respecto al año anterior.

De hecho, al revisar la serie histórica, se observa que la tendencia a lo largo del siglo XXI ha sido, salvo pequeños episodios puntuales, a la baja. Te lo explicamos.

Trump habla de “ciudades podridas y fosas de sangre”, los datos no le avalan

Además de mencionar la inflación, los lazos comerciales de Estados Unidos con China y la política migratoria durante la administración Biden (que arrancó en 2021) como los puntos que se plantea atajar en caso de llegar a la Presidencia, Trump se refirió a una presunta alza en la criminalidad (minuto 40 del video en el enlace) como problema nacional.

Según el expresidente, “se han roto totalmente la ley y el orden. Los demócratas no quieren remover este tema, pero mientras eso ocurre, tenemos ciudades podridas y fosas de sangre”.

El FBI, ente encargado de los datos oficiales de criminalidad en Estados Unidos, reporta, a 16 de noviembre, únicamente hasta 2020. Para ese año fijan la tasa nacional en 398.5 crímenes violentos por cada 100,000 habitantes.

La Oficina Federal de Investigaciones considera crímenes violentos los incluidos como “asesinato, homicidio involuntario, violación, robo y asalto agravado”, y utilizan de referencia la tasa por cada 100,000 habitantes; es decir, por cada porción de 100,000 personas que viven en Estados Unidos, cuántos crímenes violentos se cometen.

El FBI construye su base de datos a partir de la información de varias agencias locales y estatales. El resultado definitivo de 2021 aún no se ha publicado, porque tan solo han recopilado información del 63% de esas agencias. Partiendo de ello, el resultado parcial que maneja el FBI contabiliza 387.8 crímenes violentos por cada 100,000 habitantes en 2021, un 2.69% más bajo que en 2020.

El último año de Trump como presidente de Estados Unidos fue 2020, y el mandato de Biden comenzó en enero de 2021.

Factchequeado hizo una revisión de las cifras de todo el siglo XXI contenidas en la base de datos del FBI. Lo que estas recogen es que el primer año de gobierno de Biden registra la séptima tasa de criminalidad más baja en el período mencionado. Con Barack Obama se registraron cuatro años con mejores números (2011, 2013, 2014 y 2015) y con Donald Trump dos (2018 y 2019).

Elaboración propia con datos del FBI.

En el caso de la Presidencia de Trump (2017-2020), siempre registró descensos respecto al año anterior, excepto en 2020, cuando ocurrió la pandemia de COVID-19 y subió a los 398.5 crímenes violentos por cada 100,000habitantes, un 4.65% más alto que los 380.8 de 2019.

Siglo XXI: la tendencia es a la baja

Una de las afirmaciones de Trump en su discurso es que “a la gente le disparan y la asesinan como nunca antes se ha visto en la historia”. La percepción del votante republicano es similar.

El centro de estudios sobre opinión pública y asuntos sociales Pew Research Center, con sede en Washington, D. C., hizo una encuesta entre votantes de todo el país previo a las elecciones de medio término del 8 de noviembre de 2022. Según esta, para el 61% de ellos “la criminalidad es un factor muy importante a la hora de emitir el voto”. El dato varía según el partido político por el que sienten afinidad: en tanto la criminalidad es relevante para el 73% de los votantes del Partido Republicano, lo es para el 49 % de los votantes del Partido Demócrata.

Las estadísticas, sin embargo, hablan de que en los 22 años que van de 2000 a 2021, tan solo se han dado 6 aumentos interanuales en la tasa de criminalidad.

Elaboración propia con datos del FBI.

Entres los 4 estados más poblados hay 2 subidas y 2 descensos, y el partido que gobierna no es determinante

Según la Oficina Nacional del Censo, los 4 estados más poblados del país son California, Texas, Florida y Nueva York. Estos son, además, los 4 estados con mayor población hispana, según las cifras del portal Statista.

En California y Nueva York gobierna el Partido Demócrata (Gavin Newsom y Kathy Hochul, respectivamente) y en Texas y Florida los gobernadores son del Partido Republicano (Greg Abbott y Ron DeSantis).

En su discurso, Trump señala a alcaldes y gobernadores demócratas de “no querer remover este tema”. En el caso de los 4 estados señalados, aunque en 2hay un aumento de la criminalidad y en 2 un descenso, los partidos que gobiernan están mezclados.

Para revisar los números de 2021, ante la falta de cifras definitivas del FBI, Factchequeado recurrió a las bases de datos propias de cada estado.

A lo largo del siglo, California ha estado siempre por encima de la tasa nacional de criminalidad. Sin embargo, tras encadenar 3 descensos consecutivos entre 2018 y 2020, en 2021, de acuerdo con la cifra reportada por el Instituto de Política Pública de California (PPIC, del inglés Public Policy Institute of California), hubo 466 crímenes violentos por cada 100,000 habitantes, un 5.43% más que el año anterior.

Elaboración propia con datos del FBI y el PPIC.

Texas, gobernado por el republicano Abbott, también tuvo un aumento. En ese caso, del 30.86% en la tasa de crímenes violentos en 2021, según las cifras del FBI y del Departamento de Seguridad Pública de Texas (DPS, del inglés Department of Public Safety). Es, de hecho, el peor registro del estado en el siglo XXI.

Elaboración propia con datos del FBI y el DPS de Texas.

Al otro lado, Florida, donde gobierna el Partido Republicano con Ron DeSantis, pasó de iniciar el siglo con una cifra cercana al doble de la nacional (812 crímenes violentos por cada 100,000 habitantes en el 2000) a mantenerse casi a la par de la tasa de Estados Unidos (387 crímenes violentos por cada 100,000 habitantes en 2021).

Elaboración propia con datos del FBI y Neighborhood Scout.

Por su parte, Nueva York, de gobierno demócrata, tuvo un descenso en su tasa de criminalidad del 5.61 %, para ubicarse en 343.4 crímenes violentos por cada 100 mil habitantes. En este caso, además de haber vivido un descenso, se encuentra por debajo de la tasa nacional.

Elaboración propia con datos del FBI y la Asociación de Defensores Públicos del Estado de Nueva York.

En otros estados de peso también se observan tendencias diversas. Mientras que en Colorado (Partido Demócrata) hubo un aumento del 25.01 %, en Georgia (Partido Republicano) se registró una caída del 21.14 % en 2021.

En el Partido Republicano también han hablado de aumento en la criminalidad

El Comité Nacional del Partido Republicano (RNC, del inglés Republican National Committee) publicó el 2 de noviembre un tuit en el que incluyen una pieza de la CNN donde se dice que “el 56% de los estadounidenses cuenta que hay más crimen en sus comunidades que hace un año”.

Al día siguiente publicaron otro posteo en el que señalan que Biden no ha hecho mención alguna a la criminalidad.

Factchequeado es un medio de verificación que construye una comunidad hispanohablante para contrarrestar la desinformación en Estados Unidos. ¿Quieres ser parte? Súmate y verifica los contenidos que recibes enviándolos a nuestro WhatsApp +16468736087 o a factchequeado.com/whatsapp.

Republica nuestro contenido

Puedes republicar este contenido en tu sitio de forma gratuita respetando nuestra licencia e insertando este código en la página donde lo republiques. Contáctanos a [email protected]